Erótico

,

BEBERTE

BEBERTE 1 Amanecía…, el cielo comenzaba a iluminarse con los nacientes rayos del sol, todo señalaba el comienzo de un precioso día, un día azul. Las aves con su trinar, y su desorientado vuelo aun, anunciaban que era ya el momento de incorporarse al batallar de día a día. Las flores bostezaban perezosas exhalando su aliento perfumado y disfrutaban del frescor de las gotas de rocío que yacían en sus pétalos. Un lindo día está naciendo…El verde contrastante del follaje invitaba a un paseo matinal, las mariposas ya revoloteaban indecisas escogiendo la flor adecuada para comenzar su danza, un lindo día había nacido. De momento, todo comenzó a cambiar, se fue perdiendo la luz, una densa nube gris, casi negra, cubrió con su manto el cielo, la oscuridad se hizo más, y más densa, todo quedo
,

la primera vez con una veterana en colombia

hola como estan me llamo juan carlos vivo en bogota y tengo 25 años.. un dia en el bus para mi casa se sento una veterana. antes de sentarse me sonrio y yo le sonrei, las sillas eran muy estrechas y nuestras rodillas quedaron pegadas y yo sentia el calor de su pierna en la mia y eso me estaba exitando y yo la volteaba a mirar pero ella no … depronto se puso a llover y ella se durmio ya me tocaba bajarme y ella no se dspertaba asi que tome la decision de seguir hasta que ella se bajara.. despues de 6 cuadras se desperto y yo empece a mirarla hasta que me vio y yo le sonrei y ella me correspondio y de una me le lance y le dije que
,

historia erotica

Esta es la historia de Gabriel y Noelia dos jóvenes de 20 años enamorados completamente y que un día el destino quiso que cruzaran la línea del deseo y el placer para llevar sus cuerpos a lo más profundo del deseo. Todo empezó una mañana de julio concretamente el 22 todo hacia parecer que era otro día de verano sin sospechar que ese día la lujuria les llevaría al límites insospechados del ser humano, como cada mañana salieron a pasear por el parque, pero un murmullo les llamo la atención era una pareja joven como ellos en los arbustos solo pudieron ver como se subían los pantalones pero algo en sus cuerpos les empezó a recorrer un escalofrió los dos se miraron y se rieron. Sin más continuaron su paseo Gabriel no sabía que le
,

Una tarde cualquiera

UNA TARDE CUALQUIERA © Oscar D. Salatino Fines del mes de marzo. Principios de otoño. Viernes, día de vestimenta informal. 4.30 PM., una tarde cualquiera. La ventaja de ser mi propio jefe me facilita las cosas y no necesito de ningún tipo de excusa para darle el resto del día libre a Martha -la secretaria heredada de mi padre- para poder dirigirme –sin culpas ni remordimientos, porque soy un hombre común y a los hombres comunes les suceden este tipo de cosas- hacia el centro comercial más cercano a mis oficinas, donde tras conseguir una ubicación de privilegio en alguno de los innumerables cafés, me dedicaré, con mucha atención, a disfrutar del paso de la multitud de muchachitas –la mayoría alumnas de las tres escuelas de la zona- que recorren, como si se tratara de pasarelas de modelaje,
, ,

Tu vida cambiará por completo

Los nombres de este relato son ficticios Debo advertirles que este no es un relato inventado ni fantasía alguna. Realmente es una experiencia verdadera que viví yo mismo y no es que me la contaron. Como me ocurrió hace apenas 4 días tengo las escenas tan vividas en mi mente que aún tengo orgasmos al recordarlo. Tengo 50 años de edad y soy un hombre blanco, rubio y de ojos azules; de muy buena presencia, profesional, atractivo, bien parecido, con muy buena situación económica y de buen nivel social. Mido 1,80 peso 180 libras y me mantengo físicamente bien pues asisto al gimnasio todas las mañanas pues me gusta lucir un cuerpo atlético y bien formado. Soy soltero y me siento realizado casi en todo, salvo por un pequeño detalle: nunca me he realizado sexualmente. Nunca
,

MI HISTORIA EN MADRID

Hola mi nombre es Ignacio y me gustaría contaros una experiencia increíble y realísima q me sucedió hace ya 2 años. Yo desde hace mucho tiempo soy una persona a la que le encantan los relatos eróticos pero el problema que les veo es que siempre me han sonado muy poco reales demasiada fantasía con ciertos matices de realidad. Yo en vez de inventarme una historieta os voy a contar con pelos y señales algo q marco mi vida. La primera vez que hice sexo anal. Os pongo en situación mis queridos lectores yo soy una persona físicamente que me cuido muchísimo muy deportista y de cuerpo definido. Y psíquicamente soy un obseso sexual aunque con mis parejas intento controlarme ya que es algo que a las mujeres no les gusta que les digas todos
,

MI AMIGO JAVIER

MI AMIGO JAVIER Tenía exacto 19 años, me encontraba estudiando la preparatoria, un poco tardía a decir verdad pero con enormes ganas de terminar. Mis mejores amigos siempre fueron hombres y el la prepa conocí a los mejores ellos que eran de lujo, siempre me apapachaban, me cuidaban y estaban para mí en toda situación. Un día de esos en que no hay nada para hacer, descolgué el teléfono y marque el número de Javier. El era mayor que yo con 6 años, siempre tenía algo para contar y nunca se negaba a mis llamadas. Le comente que estaba aburrida que si me proponía algo para des aburrirme, me dijo que estaba justo pasando frente a mi casa y que planearíamos algo, ( obviamente lo espere alrededor de 20 minutos pues
,

NUESTRO PRIMER ENCUENTRO SWINGER

La espera y la maduración del tema tuvieron sus frutos. Nunca esperábamos fuera tan interesante y satisfactoria la experiencia. Los planes se hicieron con tranquilidad y sobriamente, sin adelantar nada fuera de lo que deseábamos: poder compartir con una pareja en el mismo ambiente, disfrutar plenamente de nuestra intimidad con otros. Poder incorporar este ejercicio a nuestro placer. El dia llegó, habíamos reservado una habitación doble matrimonial, el hotel que usamos tiene en su stock una suite muy linda, con dos súper agradables camas, buen baño, y espacio para compartir. Al llegar preguntamos en la recepción si podíamos recibir personas en nuestra alcoba. No hubo objeción. Aprovechamos para comprar una bebida, alguno que otro pasa palos (botana), condones, lubricante íntimo. También aprovechamos para tener a mano (limpio y disponible) el juguete sexual de Ella, asi como tener
,

Berlin

BERLIN Angel Mompracem Primero van mis manos, después mi boca, atrás voy yo, desesperado. Mis manos tocan este cuerpo perfecto, hierático, egipcio. Esta piel inimaginablemente suave, blanca, tibia que tiembla viva, bajo mis caricias. Sus piernas eternas, largas, celestes. Mis manos tocan estos pies de Ángeles, frescos, curvos, rodeando los talones con mis dedos, mientras, mi boca besa sus pequeños dedos, y su cuerpo se estremece cuando mi lengua busca el sabor de su piel. Mis manos siguen hacia delante, y mis dedos extendidos, y desesperados, rozan sus tobillos y se deslizan hacia el desconocido país que es el cuerpo de esta mujer maravillosa. Ahora van mis manos, después mi boca, atrás voy yo. Mis manos anhelantes aprietan la carne firme, mientras mis labios besan sus tobillos. Bajo mis manos siento la piel erizada del
,

Berlin

BERLIN Angel Mompracem Primero van mis manos, después mi boca, atrás voy yo, desesperado. Mis manos tocan este cuerpo perfecto, hierático, egipcio. Esta piel inimaginablemente suave, blanca, tibia que tiembla viva, bajo mis caricias. Sus piernas eternas, largas, celestes. Mis manos tocan estos pies de Ángeles, frescos, curvos, rodeando los talones con mis dedos, mientras, mi boca besa sus pequeños dedos, y su cuerpo se estremece cuando mi lengua busca el sabor de su piel. Mis manos siguen hacia delante, y mis dedos extendidos, y desesperados, rozan sus tobillos y se deslizan hacia el desconocido país que es el cuerpo de esta mujer maravillosa. Ahora van mis manos, después mi boca, atrás voy yo. Mis manos anhelantes aprietan la carne firme, mientras mis labios besan sus tobillos. Bajo mis manos siento la piel erizada del